En medio de la pandemia, un objeto proveniente de los confines del sistema solar llamado C/2020 F3 NEOWISE, descubierto el 27 de marzo de 2020 por el telescopio espacial NEOWISE, empezó a llamar la atención de los astrónomos. A finales de junio y principios de julio su magnitud llego a +0,9, convirtiéndose en un gran cometa, el más brillante y espectacular en 7 años. Lamentablemente para los observadores del hemisferio sur el soberbio espectáculo que mostró semanas atrás en el hemisferio norte no será posible. El NEOWISE empezó a ser visible en nuestras latitudes el 20 de julio con una magnitud estimada de 3.5, muy cerca al sol y cada día perdiendo brillo convirtiéndolo en un objeto solo visible a simple vista en lugares con cielos muy transparentes y oscuros o a través de binoculares.

Esta detallada imagen del cometa mostrando sus dos colas fue tomada desde el poblado de San José de Quero (3900msnm) a 50km de Huancayo, en la sierra de Perú, el 24 de julio, cuando el objeto helado que no regresará en por lo menos 6000 años rondaba la magnitud aparente 4.5. Esta imagen fue tomada y procesada por José y Hugo Santivañez del Observatorio y Planetario Discovery Perú (Huancayo); es el resultado de 26 fotografías apiladas de 69 segundos cada una, tomadas con la astrocámara ASI 294Mc+un teleobjetivo de 135mm+el filtro Optolong L-Pro. La cámara fue sostenida y guiada por el telescopio Celestron CPC 1100 de 11 pulgadas.

 

Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin